Setenta Países a Discutir el Futuro de Israel

ז

Como una continuación de la resolución radical de la ONU, se reúnen en París 70 Estados para opinar y dar solución al Conflicto árabe – israelí, sin la presencia de los implicados.

Los últimos días del presidente Obama los dedicará a la ONU en París para debatir sobre el futuro de la creación de dos estados, la división de los Palestinos y los asentamientos que consideran ser el único obstáculo para la paz entre ambas naciones.

A una semana de la toma de posesión del nuevo presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, la Cumbre de París con el Presidente Holland como anfitrión, afirma que el objetivo es “tratar de mostrar a Israel y a la Autoridad Nacional  Palestina la voluntad de la comunidad internacional de ayudarles a reanudar el proceso de paz (…), mostrarles que tenemos la máxima disposición a favorecer su reanudación”, explicó a RFI Romain Nadad, portavoz de la cancillería francesa.

Según el boletín informativo de asuntos diplomáticos de Francia, la Conferencia se centra en el conflicto árabe-israelí porque “la  situación en Israel y en los Territorios Palestinos empeora ante la falta de perspectiva de negociación. La solución de los dos Estados se enfrenta a amenazas cada vez mayores, como el mantenimiento de la construcción de colonias, pero también los problemas de seguridad de los habitantes de la zona. Las crisis que incendian Oriente Próximo (Siria, Irak y Yemen, por ejemplo) no han disminuido en lo más mínimo la importancia y el alcance simbólico del conflicto arabe-israelí. Es nuestra responsabilidad actuar para crear una dinámica política propicia para que se den nuevas negociaciones entre los propios palestinos e israelíes, y no negociar en lugar de las dos partes, lo que ni es posible ni es deseable.”

La urgencia por la toma de posesión de Donald Trump como presidente de los Estados Unidos y su intención de trasladar la embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén, ha provocado que los palestinos ganen la simpatía del gobierno francés y los países reunidos hoy en la conferencia por la paz del Medio Oriente, y tomen como tema principal de la agenda, el rechazo a los asentamientos y el regreso a las negociaciones.

La Conferencia ha sido rechazada por el gobierno israelí ya que es claro que la intención lejos de ser el comienzo del regreso a negociaciones, aleja aún más la posibilidad de un diálogo entre las dos partes.  El Primer Ministro biniamin Nataniahu condenó la Conferencia y opinó que es uno de los últimos intentos de Barack Obama de intervenir en las decisión de Israel. En un mensaje de Twitter difundido por el Ministerio de Exteriores de Israel, insta a conducirlo a las negociaciones directas.

El Tweet titulado “Ayude a Mahmud Abbás a encontrar el camino de la paz”,  consiste en un laberinto circular en cuyo centro aparece la palabra “PAZ” y que tiene dos entradas entre las que aparece el rostro del líder palestino.  Desde la primera entrada, llamada “Conferencia de París” es imposible llegar al centro, pero la segunda, “Negociaciones directas”, tiene el camino despejado hacia la paz.

Con esta ilustración, publicada a pocas horas de que comience la conferencia internacional, a la que no asistirán ni israelíes ni palestinos, Israel reitera su rechazo a la iniciativa francesa, al considerar que no conduce a ningún lado y despierta en los palestinos falsas expectativas.

Ni la búsqueda de la paz, ni la solución a un conflicto de largos años es en realidad la razón  al parecer de la reunión multinacional.  La proximidad de la toma de posesión del nuevo presidente de los Estados unidos Donald Trump y su declaración de trasladar la embajada, son la verdadera motivación de Mahmud Abbas al recurrir a los franceses y a la comunidad Internacional, buscando en ellos el apoyo que se le va poco a poco al despedirse Obama de la silla presidencial.

Fuentes: HispanTV, Twitter, Diplomatie

Imagen: Twitter

 

 

 

Tags:

Author: admin